Funciones de las damas de honor

/

Las damas de honor están de moda. A pesar de ser una costumbre puramente americana, cada vez son más los novios españoles que cuentan con ellas – y algunas veces con ellos- en el día más importante de sus vidas. Amigas, primas o hermanas se convierten en las mejores consejeras y ayudantes.

Ser elegida como dama de honor es un nombramiento muy importante. Entérate de todo lo que debes hacer para ser  “la dama de honor” en toda la extensión de la palabra.

El papel de las damas de honor

  • La dama de honor tiene el deber de acompañar a la futura novia a escoger su vestido, siempre y cuando la novia quiera.
  • La dama de honor se caracteriza por ser la mano derecha y de confianza de la novia. Será la encargada de estar siempre presente cuando la futura novia la necesita y también la responsable de hacerle más llevadera la organización de la boda y también el gran día.
  • Ayudar a la novia a prepararse para el gran momento. La dama de honor tiene que estar presente mientras la protagonista del día la maquillan, la peinan, se viste o espera nerviosa a que empiece la ceremonia.
  • La dama de honor deberá funcionar como confidente, apoyo emocional y en ocasiones convertirse en la psicóloga de la novia en algún momento de estrés.
  • Esta figura tan importante, también deberá organizar la despedida de soltera para celebrar que su mejor amiga dejará en breve la soltería.
  • Una dama de honor debe de estar pendiente de la novia el día de la boda, antes, durante o después de la ceremonia y en el banquete: acompañarla al baño, arreglar la cola de su vestido, sostener el ramo de novia, llevar a mano un kit de emergencia…
  • Ocuparse de los contratiempos. Si surge algún inconveniente, la dama de honor tiene que intentar solucionarlo para que la novia no se ponga nerviosa o ni se entere de lo sucedido.
  • Si una de las damas de honor tiene el don de la palabra puede dar un conmovedor discurso o hacer un brindis.

Un poco de historia: Conoce el origen de las damas de honor

La figura de las damas de honor tiene su origen en la antigua Roma. Su función era la de ayudar y proteger a la novia a trasladarse hasta el lugar donde encontraba el novio. Además, lo más curioso de todo es que las damas de vestían similar a la futura novia con el objetivo de confundir a posibles secuestradores.

No fue sino hasta la época victoriana donde el papel de la dama de honor comenzó a tomar la forma que conocemos actualmente. Durante esa época, las damas de honor hacían a la novia todo tipo de favores. Incluso en este periodo, las damas de honor caminaban sobre hierbas, granos y ajo porque se creía que esto ahuyentaría a los malos espíritus y es por eso que las damas a día portan un pequeño ramo.

¿Cómo elegir a las damas de honor?

Es muy subjetivo. Ser Dama de honor dependerá de la relación que tenga la futura novia con una persona en especial o “sus chicas de confianza”. El papel de dama de honor lo puede hacer las amigas, primas, sobrinas, tías e incluso la madre de la novia.

¿Estas lista para ser una dama de honor de 10?